Fosfatasa alcalina, interpretación de analíticas

¿Qué es la fosfatasa alcalina?

La fosfatasa alcalina es una proteína con función enzimática presente en prácticamente todos los tejidos del cuerpo pero está especialmente concentrada en el hígado y el hueso.

¿Cuáles son los valores normales de fosfatasa alcalina?

Los valores normales están entre 35 y 105 U/L. Sin embargo, en ocasiones los valores anormales no son síntoma de enfermedad o mal funcionamiento de nuestro cuerpo ya que los niveles pueden aparecer aumentados en periodos de cremiciento, mujeres embarazadas o tras una rotura ósea cuándo el hueso está sanando. También puede ocurrir en personas que están tomando medicación para epilepsia y con algunos anticonceptivos. También puede aparecer en casos de alcoholismo.

Niveles de fostasa alcalina alterados (bajos o elevados)

1. Fosfatasa alcalina elevada en las analíticas

  • Obstrucción biliar, enfermedad hepática o hepatitis
  • Enfermedades del hueso tales como infecciones, inflamaciones o tumores
  • En casos de raquitismo o problemas del crecimiento
  • En casos de linfoma o leucemia, ambos procesos cancerosos
  • En hiperparatiroidismo (cuando las glándulas paratiroides fabrican más PTH de lo normal)
  • Pancreatitis u obstrucción o cálculo en los conductos pancreáticos

2. Bilirrubina baja en las analíticas

  • Malnutrición
  • Enfermedad de Wilson (cúmulo de cobre en los tejidos)
  • Cómo controlar tus niveles de bilirrubina

    Los valores de fosfatasa alcalina son difícilmente alterables con la dieta, aunque para evitar oscilaciones en sus valores es importante mantener un estado de nutrición óptimo. Además, las comidas muy altas en grasa que puedan llegar a “saturar” el hígado o el páncreas también pueden provocar subidas de los valores de fosfatasa alcalina.