Cómo elegir una dieta para adelgazar

Cómo elegir una dieta para adelgazar

Los dietistas de MenuDiet destacan la importancia de seguir una dieta correcta a la hora de perder peso, con el objetivo de lograr resultados de un modo sano y a largo plazo.

¿Cómo debe ser una dieta para adelgazar?

  • Hipocalórica y equilibrada El método más efectivo para que el cuerpo queme grasa de una forma natural, es reducir las calorías sin alterar el equilibrio de la dieta ni sus valores nutricionales. De este modo, nuestro cuerpo recibirá todos los nutrientes que necesita manteniendo las estructuras corporales como el hueso y la musculatura, y conseguirá deshacerse sólo de la grasa (verdadero y único causante del sobrepeso).

  • Variada y apetecible Toda dieta de adelgazamiento debe ser variada y agradable, pues las dietas monótonas no consiguen resultados a largo plazo y traen consigo el llamado efecto rebote. La comida sana abarca un sinfín de posibilidades y preparaciones culinarias que pueden resultar verdaderamente agradables para nuestro paladar, consiguiendo así la adquisición de unos hábitos de vida saludables que nos permitirán alcanzar el peso deseado sin esfuerzo.

  • Flexible El asesoramiento de un dietista personal es indispensable para ayudarnos a llevar una vida normal sin truncar nuestros objetivos. El hecho de “estar a dieta” no debe llevarnos a evitar eventos tales como comidas o celebraciones con familiares o con amigos, sino que se trata de saber elegir los alimentos y cantidades recomendadas en estas ocasiones. Limitar nuestra vida social o seguir dietas muy restrictivas sólo conseguirá aumentar el estado de ansiedad, principal enemigo en las dietas de adelgazamiento.

  • Ordenada y bien planificada En muchos casos, llevar un plan de comidas ordenado es el verdadero secreto para comer más y mejor, a la vez que perdemos peso. Evitar largos periodos de ayuno y el adecuado reparto de los carbohidratos y la grasa (que deben reducirse a últimas horas del día) son verdaderamente importantes a la hora de quemar grasa corporal y evitar que se acumule en nuestro cuerpo.

  • Personalizada Tener en cuenta los gustos y apetencias del paciente es básico a la hora de seguir un plan de adelgazamiento. Comer debe ser un momento placentero y nunca debe suponer un esfuerzo, sólo así mantendremos la ansiedad a raya y evitaremos el abandono de nuestro objetivo antes de lograrlo.

Claves para elegir la mejor dieta

Si nos “venden” una dieta como sana y/o equilibrada, no debemos seguirla sin más. Este es el momento de hacer uso de nuestro sentido común con el objetivo de valorar dicha dieta, antes de hacerla nuestra.

Para que la dieta sea equilibrada debe presentar un desayuno completo (lácteo + cereales o pan + fruta) y dos tomas ligeras, una a media mañana y otra media tarde.

Las comidas y cenas deben contener los 3 tipos de macronutrientes (hidratos de carbono, grasa y proteína) según marcan las pautas de la dieta equilibrada.

Valorar esto es fácil, sólo tenemos que asegurarnos de que nuestros menús tengan una estructura común tal y como se describe a continuación:

  • El primer plato debe tener una base de hidratos de carbono, por lo que siempre debemos elegir un primero a base de verduras, pasta y arroz o legumbres. Los 3 últimos deben limitarse un poquito en la dieta para adelgazar y evitarse siempre en las cenas.

  • El segundo plato debe ser un alimento proteico magro como carne de pollo o ternera, huevos, pescados o mariscos.

  • El aporte graso necesario para el mantenimiento de nuestra salud, se completará con el aceite de cocinado y la grasa que contienen los alimentos en su composición.