Receta de salmorejo ligero

Receta de salmorejo ligero

Ya estamos en pleno verano, ¿A quién no le apetece un buen salmorejo bien fresquito? Si estas realizando una dieta de adelgazamiento te proponemos una versión del salmorejo más ligera que la tradicional, el cuál lleva menos cantidad de aceite de oliva y pan.

Está versión del salmorejo puede ser una muy buena opción para incluirlo como primer plato tanto en las comidas como en las cenas. Es un plato muy rico en antioxidantes importantísimo en esta época del año en que nuestra piel está más expuesta al sol.

Te recomendamos que hagas en una sola vez gran cantidad de Salmorejo para que puedas incluirlo varias veces en tu dieta semanal.

¡Manos a la obra y a disfrutar de este plato tan refrescante!

Ingredientes para 5 raciones aproximadamente:

  • 1 kg de tomates bien maduros.
  • ½ kg de zanahorias.
  • 1 diente de ajo.
  • 20 mg de aceite de oliva.
  • 1 cucharita pequeña de sal.
  • Vinagre (Opcional).

Preparación:

Troceamos los tomates, las zanahorias (bien peladas) y el ajito. Posteriormente añadimos todos los ingredientes menos el aceite de oliva a la batidora y trituramos hasta que esté todo más o menos homogéneo.

Una vez comprobado que esta todo totalmente triturado y que no queda ningún trozo de verdura, y por último añadimos el aceite de oliva para que el salmorejo no salga de color blanco. Mezclamos bien el aceite de oliva y una vez finalizado metemos el salmorejo en la nevera para posteriormente consumirlo bien fresquito.

NOTA: Si queremos que el salmorejo quede un poco más liquido se puede añadir agua hasta la textura deseada.

¿Cómo consumirlo?

A la hora de tomar el salmorejo podemos añadir un huevo cocido y unos taquitos de jamón. Si te encuentras realizando una dieta de adelgazamiento te recomendamos que sólo incluyas una de las dos para no aportar calorías de más.