Patatas fritas ligeras


En ocasiones, cuando llevamos una dieta de adelgazamiento completa no sentimos hambre pero sí la necesidad de tomar, al menos de vez en cuando, alimentos que nos gustan. Esta semana proponemos una receta ideal para calmar las ganas de patatas fritas.

Ingredientes (para 1 persona)

  • 1 patata
  • ½ cucharada de aceite de oliva
  • Agua
  • Sal

Elaboración

Para su preparación sólo tenemos que pelar y cortar la patata en tiras (la forma tradicional de las patatas fritas). Las metemos en un tarrito con agua salada durante media hora y a continuación, las escurrimos y las secamos bien.

Vamos precalentando el horno a unos 230 ºC, mientras ponemos la media cucharada de aceite en un plato hondo y vamos mezclando bien dicho aceite con las patatas ya cortadas y secas, para que la superficie de las patatas quede untada de aceite y se doren correctamente.

Ponemos ahora todas las patatas sobre la rejilla del horno o sobre papel de plata durante unos 30 minutos (conviene vigilarlo para sacarlas en su punto exacto). Cuando estén doradas por fuera y tiernas por dentro tendremos un platito de patatas tan rico como uno de patatas fritas tradicionales.

Comentarios del dietista

Estas patatas se deben tomar siempre al mediodía (nunca en la cena) ya que contienen un alto porcentaje de hidratos de carbono en forma de almidón como cualquier tubérculo.

Es importante recordar que una cucharadita de tomate frito o kétchup es totalmente compatible con la dieta, además en el caso de este alimento el tratamiento térmico al que está sometido hace que aprovechemos mejor el betacaroteno que contiene.

Si queremos darnos un capricho completo, podemos combinar estas ricas patatas con las hamburguesas caseras que os propusimos hace algunas semanas. Conseguiremos así un menú rico, equilibrado y completo con el que perderemos totalmente la sensación de estar a dieta. Si vamos a tomar la hamburguesa completa (con pan en lugar de en forma de filete ruso) es importante que elijamos un día en el que preveamos que nuestra actividad física va a ser importante. Aunque hemos elegido las versiones ligeras de los alimentos no podemos perder de vista que tomarlo en días sedentarios nos puede llevar a acumular algo de grasa.